INTERRUPTORES DIFERENCIALES

La protección de personas contra el riesgo de electrocución por contacto directo y la protección contra incendios en caso de derivaciones fortuitas a masa, exigen el empleo de dispositivos de desconexión que actúan cuando se produce una corriente de defecto a tierra. 

Estos dispositivos se denominan "interruptores diferenciales".

Los niveles de corriente de disparo admitidos son distintos según se trate de protección de personas o de bienes (generalmente 30 mA para protección de personas y 300 mA o más, para instalaciones industriales).